Control remoto para Chrome con Remote Desktop

Remote Desktop es una extensión para el navegador Chrome de control remoto. Para poder utilizarla el equipo local y el remoto deben tener instalado Chrome.

La extensión permite hacer dos cosas: compartir una sesión para que otra persona pueda acceder remotamente, generalmente, para resolver algún problema, y la otra, permitir conexiones remotas a uno o varios equipos de nuestra propiedad por si nos interesa acceder a estos desde otro lugar.

Es necesaria una cuenta de Gmail y dar los permisos necesarios para las conexiones remotas. Para terminar, antes de que un usuario pueda acceder a su propio equipo, es necesario crear un PIN de, al menos, 6 dígitos.

Enlace | Chrome Remote Desktop

Control remoto para Chrome con Remote Desktop

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *